Los religiosos de Rep. Dominicana preparan el Capítulo Provincial

Preparar un documento con los planteamientos y propuestas para el próximo capítulo provincial y estudiar a fondo la metodología e itinerario de las JAR fueron los principales puntos en la agenda de la asamblea anual que los religiosos de la delegación de República Dominicana celebraron del 26 al 28 de diciembre pasados en el antiguo seminario San Agustín, de Santo Domingo.

Al encuentro asistieron los diez religiosos que en la actualidad tiene esta delegación. Algunos interrumpieron o retrasaron sus vacaciones para no faltar a esta cita que tradicionalmente todos los años después de la Navidad reúne a los religiosos en unas jornadas de reflexión, oración y convivencia fraternas.

Como se ha señalado la agenda se centró en dos puntos principalmente, la preparación del capítulo y el estudio de la metodología e itinerario de las JAR con la finalidad de unificar la pastoral juvenil y vocacional en esta delegación.

Para la elaboración del documento que los religiosos de República Dominicana enviarán a los capitulares el consejo de esta delegación, a modo de instrumentum laboris presentó una documento con referencias al marco de la realidad, un marco doctrinal o teologal desde el que se hace una lectura del momento presente en lo que respecta la vida consagrada y a la realidad concreta de nuestra provincia, una propuesta de objetivos general y específicos para el trienio próximo y de las áreas estratégicas y prioritarias en las que, en opinión de estos religiosos, debería centrarse la provincia en el periodo 2013-2016 y finalmente una serie de propuestas concretas derivadas de todo lo anterior.

Organizados en dos grupos se trabajó este documento y finalmente se consensuó un documento que será dado a conocer a todos los religiosos de la provincia y, principalmente a los que irán al capítulo. En este sentido, se lamentó la supresión para esta edición de la  tradicional comisión precapitular por entender que con ello se cerraban cauces de motivación comunión y de búsqueda de consensos en unos momentos verdaderamente críticos para la vida religiosa en general y muy particularmente para nuestra provincia.

La segunda parte del encuentro se centró en el estudio de las JAR. El P. Ismael Xuruc, que ha estado participando en los encuentros interprovinciales en los que se ha abordado este tema, explicó ampliamente en qué consiste este movimiento juvenil por el que se quiere optar en nuestra pastoral juvenil. Ismael explicó las etapas de las JAR, sus destinatarios y sus objetivos específicos. A cada religioso se le entregó un abundante material para familiarizarnos todos con las JAR.

“Por qué creemos lo que creemos”, nuevo libro de Miguel Angel Ciaurriz en el “Año de la Fe”

Un nuevo libro de Miguel Angel Ciaurriz,  vio la luz el pasado lunes, 10 de diciembre, en el que se recogen, con ocasión del “Año de la fe” veinticuatro catequesis sobre el credo y cinco sobre el Concilio Vaticano II. El libro, titulado “Por qué creemos lo que creemos”, en sus cerca de trescientas páginas reúne el material preparado por el religioso agustino recoleto para la Formación Permanente de los laicos en las parroquias Nuestra Señora de la Consolación y Santa Mónica, de San Cristóbal, de las que el autor es responsable.

LibroPublicado por la editorial Amigo del Hogar, en la que el religioso ha publicado ya otros libros, en su mayoría sobre pastoral, “Por qué creemos lo que creemos” quiere ser una respuesta a la petición del Papa Benedicto XVI que recientemente, en su Exhortación Apostólica Porta Fidei en la que convoca a toda la Iglesia a la celebración de un “año de la Fe” pedía “intensificar la reflexión sobre la fe para ayudar a todos los creyentes en Cristo a que su adhesión al Evangelio sea más consciente y vigorosa, sobre todo en un momento de profundo cambio como el que la humanidad está viviendo”.

“Por recoger el credo lo esencial de nuestra fe, dice Miguel Angel Ciaurriz, se ha pensado que la mejor manera de estar en condición de dar razón de lo que creemos, y de por qué creemos lo que creemos, es estudiarlo con detenimiento y profundizar en el sentido de lo que confesamos. De lo que se trata en definitiva es de poder comprender qué decimos cuando confesamos que Dios es Nuestro Padre, qué decimos cuando confesamos que es creador del cielo y de la tierra, etc, etc”.

Señala también el religioso que en definitiva se pretende con este libro es ayudar a los lectores y estudiosos de las 29 catequesis “a confesar el credo, conscientes de que, detrás de cada una de las declaraciones que proclamamos, está el gran misterio del amor de Dios. Si no es en clave de amor el credo que confesamos queda reducido a fórmula vacía y falsa y nos perdemos en las palabras.

Los últimos temas de este libro se ocupan del Concilio Vaticano II del que el Papa dice en Porta Fidei que es “la gran gracia de la que la Iglesia se ha beneficiado en el siglo XX. Con el Concilio se nos ha ofrecido una brújula segura para orientarnos en el camino del siglo que comienza”.

En el Plan de Pastoral de la Iglesia Dominicana para este 2013 se proponen a las parroquias organizar talleres y cursos para conocer el credo, el catecismo y las enseñanzas del concilio Vaticano II, como pide el Papa. Sin duda, este libro de nuestro religioso será de gran utilidad para los agentes de pastoral en sus parroquias y grupos.

Un nuevo grupo JAR en República Dominicana

 Coincidiendo con el Primer Domingo de Adviento, en la parroquia Nuestra Señora de la Consolación, de Santo Domingo, un grupo de adolescentes, tras finalizar su catequesis de iniciación cristiana, han decidido dar el paso de empezar la experiencia de formar un Grupo JAR. Este es el segundo grupo que ha hecho opción de vivir la experiencia “JAR” en esta parroquia.

 El día sábado, se le dio la bienvenida y se les recordó lo que supone vivir en un grupo JAR. Y en la Eucaristía del Domingo, todos puntuales, vestidos de blanco y en los primeros bancos, hicieron público su compromiso ante Dios y la comunidad, de vivir los valores agustinianos y de seguir buscando encontrarse con Cristo como centro de su vida al estilo de una comunidad JAR. En la homilía, Fr. Ismael les animó a ser fieles a su compromiso, a ellos mismos y a sus hermanos de comunidad, a ser una comunidad fuerte, a no buscarse a sí mismos, su propio bien, sino el de su comunidad, a ser ejemplo y verdaderos testigos de Cristo donde quiera que estén…

 

Después de la homilía, su antigua catequista (Gladys Rosado) los fue llamando a cada uno por su nombre para que se presentaran y se colocaran frente al altar. A continuación Fr. Ismael oró por ellos y los bautizó con el nombre de “Comunidad Nazaret” ya que es el lugar donde Jesús creció junto a su familia en estatura, en gracia y sabiduría. Y Después de hacer pública sus promesas, la comunidad participó de la bendición de las “cruces JAR” que sus catequistas y nuevos animadores les fueron imponiendo.  Y como muestra del regocijo de la comunidad recibieron calurosos aplausos, y el abrazo de sus familiares como signo de que su alegría, acompañamiento y apoyo en esta nueva etapa de sus hijos.

 

En República Dominicana ya existen tres pre-comunidades JAR, que Dios mediante pronto serán comunidades. Y en una de nuestras parroquias ya se está preparando el segundo Retiro “CASICIACO”. A pasito lento, pero seguro, el proyecto, que es de Dios en la vida de nuestros jóvenes, va avanzando… oremos para que siga así.

 

Entre otras cosas, en este mismo día, los grupos de nuestras parroquias tuvieron distintas actividades, por ejemplo: un grupo de jóvenes de la misma parroquia de Nuestra Señora de la Consolación de Santo Domingo, ha estado participando durante el fin de semana, de un curso de líderes. Mientras que en la parroquia Nuestra Señora de la Consolación de San Cristóbal, la coordinación de la Pastoral Juvenil, acompañados de su asesor, Fr. Arturo Yax, han realizado su evaluación y programación anual. Y en esta misma parroquia, por la tarde, se tuvo el grupo vocacional, dirigido por Fr. Ismael y los aspirantes. En la parroquia Nuestra Señora de la paz, como ya es costumbre, los primeros de cada mes, han tenido su Escuela Agustiniana de Líderes. Y en la parroquia de Santo Toribio, hoy los jóvenes se han implicado a fondo en la Kermesse que año con año la parroquia ha venido realizando. En La parroquia San Agustín de Haina, los jóvenes han tenido las actividades normales de cada mes.

 

Tercera jornada de formación permanente de los religiosos de la República Dominicana.

Con la vista puesta en el próximo capítulo provincial, los religiosos de la Delegación de República Dominicana se reunieron en la mañana del lunes, 19 de noviembre pasado, en el antiguo seminario San Agustín, para su tercera jornada de formación permanente en este año 2012. En esta ocasión dirigió la reflexión el lasallista Pedro Acevedo, religioso muy vinculado a la Conferencia Dominicana de Religiosos (CONDOR) y a la CLAR.


En esta jornada, en la que se hizo un análisis de las realidades que en la actualidad están condicionando la vida religiosa en el país caribeño y en América Latina en general, participaron la totalidad de los diez religiosos que conforman las tres comunidades que la provincia tiene en este país.

Acebedo inició su reflexión señalando que el referente para la vida consagrada sigue siendo hoy el Concilio Vaticano II, de cuya apertura estamos celebrando las bodas de oro. Subrayó la vigencia de tres aspectos fundamentales de este concilio: la concepción de la Iglesia como Pueblo de Dios, la centralidad de la Palabra de Dios y la participación del Pueblo de Dios en la celebración de la fe.

Y refiriéndose a la vida consagrada en el contexto latinoamericano, dijo que se hace necesario hacer memoria del rico camino recorrido hasta ahora y mirar el momento presente desde esa perspectiva.

Habló el religioso lasallista de los rostros o maneras con que la crisis cobra vida en estos momentos en las comunidades consagradas. Cunde el desaliento al sentir que los religiosos y la vida religiosa en sí misma quedan desbordados por los problemas máxime cuando el propio modelo de vida religiosa está en claro entredicho y da señales de cansancio y hasta de agotamiento.

Preocupa y genera cierta desazón que para vitales problemas de la gente, como el aborto, la comunión de los no casados y otros de otra índole, la vida religiosa, y la propia Iglesia tampoco, ofrezcan respuestas y alternativas que ayuden a hacer menos pesada la cruz de los que ya se encuentran extenuados.

Al afrontar el punto de las situaciones o problemas que condicionan la vida religiosa y que se deben tener en cuenta a la hora de poner en el futuro inmediato la mirada, menciona la creciente pobreza de las personas que contrasta con el crecimiento macroeconómico oficial de los estados, la nueva geografía política generada por la globalización, que se ha convertido en un estado en sí misma, la migración, la presencia creciente de haitianos que hace de la República Dominicana un estado binacional, la interculturalidad, entendida más como diversidad de mentalidades emergentes que como diferencia racial. También mencionó el narcotráfico, convertido en un estado paralelo, la ausencia de una ética que marque referentes morales, el liderazgo de la mujer y la búsqueda del sentido de Dios y la necesidad de una nueva espiritualidad, entre otros.

“Todos estos factores, termina diciendo Acevedo, van a condicionar la vida religiosa en los próximos años haciéndolos muy difíciles”.

Obsesión enfermiza

El reto más grande, apunta el religioso lasallista, es recuperar el encanto perdido y devolver a la vida consagrada la vitalidad que se ha diluido. Obsesionarnos con la crisis acaba siendo una actitud enfermiza si no ponemos nuestra atención en la búsqueda de alternativas. Estas alternativas hay que buscarlas en la propia realidad carismática de cada orden religiosa. Recomponer la vitalidad del carisma es absolutamente necesario para recuperar el encanto por la vida religiosa.

Se refirió a los procesos de restructuración en el que se encuentran inmersas la mayoría de las congregaciones Reestructurar va más allá del reagrupamiento de casas y de obras. La reestructuración, dice, debería servirnos también para aprovechar mejor la interculturalidad.

Condicionados por el precariedad de personal, puede ser fatal para la vida religiosa dejar a un lado el reto de buscar nuevas formas de presencia. “Son tiempos, señaló, para que la audacia nos lleve a abrir nuevos caminos”

Afrontar el futuro desde el silencio

En la última parte de su reflexión, el hermano Pedro Acevedo, dijo que para afrontar el futuro y los retos que tiene la vida religiosa y cada congregación en particular, se requiere, además de debates y abundante diálogo fraterno, de mucho silencio. Es necesario dejar que Dios nos hable y nos muestre el camino y que sea él quien tenga la última palabra sobre nuestras instituciones.

Terminada la exposición del religioso se abrió un amplio espacio para compartir las inquietudes surgidas en torno al tema y las particulares ideas de los religiosos de esta delegación en torno a temas concretos de nuestra provincia y de las comunidades de esta delegación.

Hubo tiempo, antes de sentarnos a la mesa, para coordinar los primeros pasos de cara a la preparación del próximo capítulo provincial. En este sentido, el delegado recordó que la asamblea anual que se tiene todos los años después de la Navidad se centrará en la preparación de las propuestas que desde la República Dominicana se harán al capítulo. Con respecto a la elección de delegados al capítulo se acordó que las comunidades de Haina y San Cristóbal se reunirán el lunes, 26 de noviembre para consensuar su representante. Por su parte, la comunidad del seminario hará lo propio en su próxima reunión comunitaria.

La parroquia de Haina se remoza

 La parroquia de Haina ha hecho un esfuerzo para remodelar dos de sus edificios más importantes. El templo parroquial, de más de medio siglo de existencia mostraba signos propios de la edad. El Centro de promoción Mamá Tingó, aunque más reciente, también necesitaba un trabajo que le permitiera seguir dando servicios a la comunidad

Remodelación del templo parroquial
Esta noticia es vieja, pero para los que no la conocen. La reinauguración del templo parroquial se realizó precisamente hace ahora un año. El templo fue construido en el año 1954 por Trujillo. El dictador quiso hacer de Haina el mayor centro para procesar el azúcar de toda la región. Su población se vio multiplicada por la oferta de mano de obra para trabajar en el Ingenio azucarero. El mismo decidió que San Agustín fuera su titular. 

A pesar de los esfuerzos realizados para su mantenimiento la estructura física presentaba un gran deterioro. Gracias a la colaboración de Adveniat y del ayuntamiento Municipal en la persona de su síndico Marino Lora pudo realizarse un trabajo integral con un costo cercano a los tres millones de pesos (unos 60.000 euros).

La impermeabilización del techo, la transformación arquitectónica de la fachada, la ampliación de las ventanas, la sustitución de ventanas y protectores, el embellecimiento del entorno con jardineras, la reconstrucción de la verja principal, el saneamiento del sistema de recogida de aguas pluviales y la pintura exterior e interior.

Rehabilitación del Centro de Formación Mamá Tingó
Este Centro de formación fue construido hace más de veinte años y dedicado a Mamá Tingó, campesina que luchó a favor de los derechos de los campesinos durante la era de Trujillo. Ha sido el punto de referencia para la formación de nuestros agentes de pastoral desde su construcción. El paso de los años también había causado mella y presentaba unas condiciones de deterioro bastante acentuadas. 

La visita de la Dra. Magdalena, encargada de Adveniat para la República Dominicana nos abrió la puerta para solicitar una ayuda para su rehabilitación. Por otro lado el cambio en los criterios de ayuda de Adveniat para la concesión de ayudas mas enfocadas a la formación fue oportuno para este proyecto. Por si fuera poco en la sede de Adveniat hay un salón de reuniones con el nombre de Mamá Tingó. Parece que los elementos estaban de nuestra parte. Y así fue. Con la ayuda de 1.270.000 pesos (25.000 euros) se ha podido rehabilitar el centro. Impermeabilización de techos, sustitución de puertas, reparación y pintura de ventanas, rehabilitación del sistema sanitario y de recogida de aguas, colocación de pisos de granito y cerámica, rehabilitación del sistema eléctrico, mejora en la seguridad y pintura general, entre otros, han sido los trabajos realizados.

 

 

Página 5 de 6

                 
 Ag. Madrid  SA Panamá Ag.Guatemala S Rita  San Judas Totonicapan
 S Familia S Lucas  Valentuñana  S Madrid  S RD 

Blog de los proyectos en Rep. Dominicana, Madrid y Panamá

 

Solidaridad

Solidaridad RD

Solidaridad Madrid

 Solidaridad Madrid-RD

Solidaridad Madrid-Panamá

Volver